Conectarse

Recordar
Recuperar Contraseña

La mejor noticia del año para Ramdas Rai

SÁBADO SANTO: UN DÍA DE UNIÓN Y COMPRENSIÓN

¡SOMOS LOS SERES MÁS FELICES PUES PUDIMOS SER PARTE DE UN GRAN MILAGRO!

El sábado Santo fuimos recibidos por la Parroquia “La Transfiguración del Señor” en la comuna de La Reina, en un retiro inolvidable realizado por nuestro Guía Rai y profesor de Yoga Rai , Rodrigo Capo.

Rodrigo siempre ha tenido una gran unión con la Iglesia Católica, habiendo representado cientos de imágenes religiosas en su pintura y su arte. Desde hace ya un tiempo de preparación como guía y terapeuta Rai ha tenido la inquietud de compartir todos sus conocimientos Rai con los seres  que profesan su fé y por fin cumplió su sueño al poder integrar en un retiro de semana santa  la consciencia de uno mismo con la religión, lo que era su y nuestro sueño más profundo!

Retiro “Abrazando mi propia Cruz”

Quisimos alcanzar una experiencia orante y sintiente  a partir de nuestra propia cruz, alcanzando una fusión entre la cruz y la resurrección, una elección de vida que te permite vivir con fe en Jesús, en intimidad de vida.  Entender que se puede resucitar cada dolor y circunstancia de vida en amor. Que el fin es buscar su sentido, tomarlo como un acto de amor para ofrecerlo por el bien de los otros.

Llevamos a cada participante de este retiro a alcanzar una profunda conexión con el dolor y la resurrección de éste, en una experiencia de transmutación hacia la entrega y la ayuda al resto de los seres que nos rodean. La experiencia sensorial que el Método Rai entrega puede llevar a cada persona a sentir que todos somos parte de un mismo cuerpo y una misma alma.

Nuestra oración al terminar esta experiencia de sentir profundo nos permitió una fusión total. Experimentamos una  oración final que nos unió a la fuerza de la paz interior  y  la responsabilidad que tiene cada uno de nosotros con respecto a la paz mundial. Somos seres compasivos y la experiencia del sentirme y sentir al otro en la expansión y en el dolor nos permite sanar en fusión con Dios.

Para alcanzar un estado profundo de fusión utilizamos postura físicas que aún son parte de la tradición de la iglesia y que podemos encontrar en monasterios y en religiosos, éstas permiten la conciencia de nuestro cuerpo y la conexión con un estado contemplativo profundo.

Quisimos traer a los fieles el entendimiento de tantas posturas físicas que muchas veces como católicos olvidamos su origen e intención divina, como por ejemplo posturas que realizamos a veces de manera casi inconsciente sin entender la función de ellas. Muchas de estas posturas aún siguen vigentes en muchas culturas orientales, sin embargo nuestro occidente olvidó su razón y su origen.

Nuestro aporte fue buscar estas posturas y guiar a los participantes a sentir conscientemente  el por qué aún son parte de los ritos cristianos.

Como por ejemplo:

  • Nuestras manos unidas como signo de oración: ellas buscan unificar y balancear nuestra mente y nuestro sistema nervioso , llevándonos a estados de calma receptivo y profundamente contemplativos
  • Abrir nuestros brazos extendidos y abiertos como signo de cruz: nos lleva a una sensación de entrega plena y aceptación, conscientes de nuestro sentir físico real y completo.

Llevar a todas estas personas a un estado de apertura sensorial, presente consciente y compasivo, fue ayudarles a sentir a Dios de una manera completa y profunda.

Dios no se piensa,

Dios se siente

Y si no aprendemos a sentir y no dejamos la mente a un lado, podemos perder la oportunidad maravillosa de escucharlo en cada célula de nuestro cuerpo y de nuestra mente.

Gracias a todos los que se  permitieron abrir a esta experiencia y entender que estas técnicas son una oportunidad para encontrarse plenamente con Dios sin perderse jamás de sus creencias religiosas.

* La imagen que aparece en este artículo es una pintura realizada por Rodrigo Capo.